Hilando Historias

plagio

Carolina Herrera Resort 2020
Arte+Cultura

CAROLINA HERRERA. Más que inspiración ¿plagio?

La semana pasada se dio a conocer la nueva colección de CAROLINA HERRERA Resort 2020 diseñada por Wes Gordon en el que dejan ver claramente la “inspiración” que toman de los textiles mexicanos.

Muchos de nosotros hemos visto la colección y nos hemos quedado boquiabiertos, ya sea porque aplaudimos sus diseños “enalteciendo el arte mexicano” o menospreciamos lo que ha hecho por tomar diversos elementos de comunidades como bordados de tenangos y flores zapotecas o hacer mutación del sarape de Saltillo, sin consultar a ningún artesano, si quiera sin darles algún reconocimiento.

¿Qué tiene de malo inspirarse en una comunidad indígena?

Carolina Herrera Resort 2020

No tiene nada de malo inspirarse en lugares, personas, culturas y tradiciones que no sean las tuyas, al final de cuentas la inspiración se encuentra en cualquier rincón del mundo. Pero mínimo que creen sus propios gráficos y patrones inspirados en estos.

Es un hecho que existe una línea clara entre inspiración y plagio, la apropiación cultural hablando concretamente de textiles y otros tipos de artesanía tradicional radica en tomar elementos de una cultura como brocados, bordados y patrones y hacerlos propios sin siquiera dar crédito a los verdaderos creadores.

La falta de respeto que esto me parece cambiaría mucho si las grandes marcas o pequeñas también (y no hablo únicamente de las extranjeras, lo vemos incluso en el mismo México), tuvieran la oportunidad y valor por visitar las comunidades de donde se inspiran y trabajaran con ellas.

El gran problema

Carolina Herrera Resort 2020

Regresando al caso específico de CAROLINA HERRERA el tema va más allá de una simple colección de modas ¡imaginen que el día de mañana pase esto!

“El problema central de esta polémica de plagio está en las consecuencias. El día de mañana una fiel seguidora de la marca Carolina Herrera encontrará por la calle a alguien portando un textil original de Tenango de Doria, Hidalgo, y dirá: Mira, ella lleva una mala copia de un Carolina Herrera. Y en ese momento se concretará el despojo.” Redacción por ONG Impacto.

Las consecuencias

Carolina Herrera Resort 2020

El gobierno mexicano ha declarado que se realizará un informe concreto sobre el caso CAROLINA HERRERA Resort 2020 por parte de la Secretaría de Cultura a cargo de Alejandra Frausto, quien anteriormente mandó una carta personal a Carolina Herrera pidiendo explicación del uso de estos elementos que guardan significados personales, familiares y comunitarios.

Aunque la respuesta por parte del diseñador Wes Grodon ha sido la siguiente:

“La presencia de México es indiscutible en esta colección, es algo que salta a la vista y que en todo momento quise dejar latente como una muestra de mi amor por este país y por el trabajo tan increíble que he visto hacer allí”.

La Secretaría de Cultura busca llegar lejos con el plagio para prohibir que se sigan tomando este tipo de prácticas. Por su parte, los senadores Susana Harp y Ricardo Monreal han creado la iniciativa #MéxicoSinPlagio, mientras diputados de distintos estados desde tiempo atrás han llevado la preparación de reformas que protejan la propiedad intelectual de los pueblos originarios.

Nosotros podemos hacer un cambio

Carolina Herrera Resort 2020

Como bien dice la ONG Impacto, “queda en los legisladores elaborar un proyecto de ley que proteja el patrimonio cultural” pero si algo podemos hacer desde nuestra trinchera es parar de consumir marcas que impacten tan negativamente a la sociedad. Así como denunciar cualquier caso de este tipo de plagios con los que nos encontremos. Para ello, Impacto y #ViernesTradicional han creado la siguiente plataforma donde puedes hacer tu acusación y donde podrás consultar los diversos casos que hasta hoy han documentado de apropiación cultural.

http://viernestradicional.impacto.org.mx/historia-de-casos-de-apropiacion-cultural-a-textiles-tradicionales/

“Aplaudir la colección Resort 2020 de Carolina Herrera implica aplaudir el despojo.” ONG Impacto.
¿Cuál es tu opinión al respecto?